17 abr. 2007

Niños y niñas...

Si hay algo que el cómic japonés domina como ningún otro es a la hora de reflejar la sensibilidad de los niños. Quizá esos grandes ojos vidriosos, o esas boquitas menudas sean, entre otros, rasgos esenciales sin los cuales la naturaleza infantil sea difícil de expresar con fidelidad.
Es algo que los dibujantes no asiáticos sólo logran cuando conscientemente dotan a sus creaciones de parte o toda esa magia que tan bien manejan los japoneses. Dibujar la inocencia es una dura tarea, especialmente cuando el artista ha bebido toda su vida de fuentes, digamos, más comerciales.
Estos dos dibujos no son un intento propiamente dicho de emular los rasgos del manga, sino, como bien hicieran ellos, un intento de no olvidar las cualidades gráficas que definen la inocencia.



Un intento de color:

4 comentarios:

Gala dijo...

¡Hola! Soy Gala =^__^=
Ánimo con ese color que va muy bien de tonos. Ya estoy deseando ver más, sigue subiendo, plis!

Y en cuanto a la inocencia, es cierto que no vas a encontrar esa delicadeza en un comic americano, quizás por eso no me gusta demasiado ^^¿

Un kisu!! :3

Anónimo dijo...

HOLA ..... EHHH ESTA MUY BUENO EL DIBUJO POR FA HAGAN MAS DE ESTOS NECESITO MUXOS EN LOS QUE HAYAN NIÑAS PARADAS ESOOOO GRACIAS

Marta Alicia Pereyra Buffaz dijo...

Hermosas imágenes con o sin color.
Saludos.

la nena dijo...

esta super lindo